domingo, 7 de marzo de 2010

Usiel


Usiel es un caso único. Es un ángel de la Séptima Casa,un Ángel leal a Dios, que, por sus actos desmedidos y radicales, fué condenado junto a los demonios al infierno. Es castigado no por su Rebelión (pues nunca se rebeló), si no por ser un radical, por cumplir sus órdenes a cualquier precio. Ahora habita el cuerpo de Clive Keene, un hombre negro delgado y bastante bajo, calvo como un huevo.

Leer más... De estas atrocidades en nombre de Dios, solo se ha citado la batalla de las Montañas de la Mañana. En esta batalla, retirándose los Elohim rebeldes, dejaron a sus adoradores humanos en la primera línea, con órdenes de impedir el avance del Cielo, y la esperanza de que el tiempo que perdiesen gracias a esta barrera humana, les permitiese escapar.

Advirtiendo esto, Usiel cargó contra los humanos, atravesando sus filas con todo su poder, sembrando muerte con e único objetivo de superar esa barrera y llegar ante el verdadero enemigo.

El debate moral sobre aniquilar unas tropas que estaban siendo manipuladas, sacrificadas, usadas cual peones, poniendo el objetivo por encima de todo, parece ser válido entre La Hueste ya que Usiel acabó por pagar por esto. No queda claro si esta fue su atrocidad, o si fueron un cúmulo de ellas (no narradas) las que lo condenaron. Personalmente pienso que fueron varias.

En cualquier caso, al terminar la guerra, y aunque desde un primer momento (ver pags 26 a 29 del básico) fue contrario a la rebelión, Usiel fue condenado al pozo junto a los demonios, donde es de asumir que se cobrasen con él viejos rencores. No está escrito como escapó del pozo, cabria suponer que en el momento en que los demonios pudieron escapar.

Sus andanzas pueden leerse en las novelas, en las que se alía, tras el terremoto de LA, con Lucifer (reticentemente), a cambio de que Lucifer le señale objetivos mas relevantes para sus purgas, pues Usiel, sigue exterminando demonios, entendiendo que es lo adecuado. Aunque en un primer momento desconfía del Lucero, y solo acepta por la posibilidad de dañar más a los demonios, finalmente acaba sucumbiendo al canibalismo de demonios.

Naturalmente Usiel justifica este canibalismo como una forma de ganar poder a expensas de sus enemigos, pero finalmente, se demuestra que el segador deseaba poder, adoración, cuando se instala en las tierras altas entre Irak e Iran, adorado por unos nativos kurdos que le toman por su Dios, y le hacen sacrificios humanos.

Podemos decir desde este punto de vista, que Usiel representa una Caída particular; la del fanatico de una causa, en la que se convierte en aquello que quería combatir... negando haber cambiado. ¿Justifica el fin los medios? Usiel diría que sí.

2 comentarios:

Joganth dijo...

Técnicamente, Usiel aparece en el manual básico en aquella reunión con Ahrimal, Lailah y Belial (a la que luego se sumaría Lucifer).

Es mi personaje favorito de las novelas y ciertamente un caso único.

Lord Tzimize dijo...

Si, ciertamente, gracias por el apunte, voy a indicar esas páginas en el articulo. Para mi no es pnj especialmente querido, pero me despierta un grado de empatía, y se merecía esta entrada.